El Fin de una Generación

Todo tiene un principio, pero también un fín…

Poco antes del 2013 tuvimos la presentación de las nuevas consolas, hoy esas viejas glorias que pronto serán sustituidas por un nuevo y más potente hardware, están a punto de decir adiós y dejar ver a sus nuevas sucesoras y un futuro que no sabemos realmente que rumbo tomará en el sector de los videojuegos.

En mi inicio de generación aposté por la máquina de Microsoft, Xbox One, quizás no era la mejor, pero es que tampoco PS4 ofrecía nada muy diferente en su principio, a parte de un mejor marketing. Pero no voy a repasar otra vez esa  historia, volver a la polémica, a la guerra perdida, porque aquí los que realmente ganan son sus juegos, tema a parte que ha fecha de hoy he adquirido todas las plataformas, porque todas de un modo u otro ganan.

Deja que te cuente una historia

Y es que si miro atrás, entrando en lo más profundo de mis recuerdos, veo como la luz entra entre las ramas de frondosos árboles, es el bosque de Nibel y como una fuerza oscura lo envolvía, haciendo que Ori, un pequeño y extraño animal blanco que emite una hermosa luz, tuviera por delante una de las más hermosas aventuras plataformeras, de una belleza sublime, acompañados por una banda sonora que penetra en tu mente y cuerpo…

Recuerdo a un Romano llamado Marius Tito, humillado y dolido por la muerte y el asesinato de su familia en la vieja Roma. Tomando las tropas que aún creen en Marius, vengará a su familia y luchará contra el imperio… haciendo que nuestro nombre resuene a leyenda en toda Roma.

Miro al cielo estrellado en la noche, hay una estrella que brilla más que otra, ¿será una estrella realmente?, mi mente imagina el reflejo de otras galaxias, suena un hermoso coro de voces como si de cánticos gregorianos se tratase, resuenan los tambores como una marcha. En un futuro que no sabemos si será cierto o no, pero donde se está llevando a cabo una gran guerra.
El equipo Azul y el equipo Osiris tienen la misión de rescatar a la doctora Catherine Halsey que está en manos de los Covenant, esto les llevará a una batalla y lucha encarnizada por toda la galaxia.

Pero no sólo en esta galaxia hay una gran guerra contra los Covenant, existe  una especie casi igual o más cruel que han llevado a la tierra a la devastación. Los Locust emergieron del suelo, lucharon por más de una década con los humanos hasta que por fín algunos grandes soldados pudieron hacer que fueran erradicados. Esto llevó a la humanidad a vivir en una tierra prácticamente desolada y apocalíptica, haciendo que los pocos supervivientes que quedaron, vivieran en pequeñas ciudades amuralladas para refugiarse de huracanes y terremotos que azotan constantemente tras la gran guerra.
Pero una nueva generación de Locust ha nacido,  James Dominic Fenix, junto con sus amigos de batalla va a  luchar por aniquilar a esta nueva especie y no sólo eso, descubrir que en nuestros hombros llevamos el peso de una gran leyenda.

Y es que la guerra no trae nada bueno, que se lo digan a Joule Adams, casi una de las pocas supervivientes de la raza humana que tendrá que sobrevivir en la tierra pero en un futuro totalmente apocalíptico, dominado por las máquinas. Lo curioso de todo esto es que lucharemos por encontrar índices de vida y para ello nos valdremos de las habilidades de máquinas amigas.

Pero volviendo a nuestra galaxia, a nuestro querido planeta tierra, me gustaría quedarme con sus aún intactos lugares y bellos paisajes. A lo lejos una carretera que parece que lleva al infinito y enfocando la mirada vemos un hermoso coche que viene a toda velocidad, como dibujando la carretera como si de un pincel en las manos de un famoso pintor se tratase, dando un rápido trazo por todo el hermoso lienzo, dejando que el vehículo desaparezca en las altas montañas.

Adentrándonos en estas montañas vemos en lo más alto a dos hombres que están escalándolas. Precisamente no es que lleven el mejor equipo, Natham y Sam, hermanos y aventureros, que andan metidos en la búsqueda de un tesoro y perseguidos por soldados y mafias que quieren matarlos antes de que lleguen a encontrarlo.

En esas mismas montañas pero no en la tierra que conocemos ahora, hablamos de un lejano futuro, muchos años después, tantos que la humanidad prácticamente ha desaparecido, haciendo un reset y vuelta casi a los orígenes, donde los animales han sido extintos, pero existen temerosas máquinas que los sustituyen. Aloy es una cazadora perteneciente a la tribu de los Nora. De niña se perdió en una cueva donde encontró algo que salía de su comprensión, por lo que su vida la basará en encontrar respuestas de quienes somos y por qué estamos aquí.

Pero volviendo a nuestra era, incluso mucho antes, quizás en un mundo antiguo donde existió un ser mitológico de orejas de gato, mirada de cachorro, patas de ave y pequeños cuernos de cervatillo en su cabeza. Un ser adorable a la vez que nos impone por su gran tamaño. ¿Que pasaría si te vieras encerrado con él en una gran montaña, entre castillos y torreones, donde tuvieras que volver a casa?

La mitología de este ser me lleva a recordar otra mitología, la nórdica, donde un famoso guerrero espartano, de hecho más que un guerrero es un Diós, que se oculta en estas tierras hostiles. Kratos cuida de su hijo, Atreus, y está obligado a hacer un largo viaje donde se encontrará no sólo con los graves peligros que le persigue del pasado, sino que será un viaje de transición y fortalecerá la relación que tiene con su hijo, destapando muchos secretos del pasado para ambos y creando un nuevo camino para el futuro venidero.

Muy lejos de allí, incluso en otro tiempo distinto viajamos a Hyrule. Nuestro héroe se llama Link y acaba de despertar de un sueño de cien años. Una voz de alguien que no puede ver le habla y le intentará ayudar y guiar para dar sus primeros pasos de la confusión y desorientación. Lo único que sabe, es que hay un gran mal en el reino y hay que hacer algo inmediatamente, porque nuestra vida corre un gravísimo peligro.

Lo mejor de esta generación, sus juegos

¡Aaaaaahhh!!! los vídeojuegos, que de  historias, personajes, melodías, mundos de fantasías, batallas interminables, diversión con amigos y un sin fin de adjetivos que nos llevan a sentimientos, sensaciones y experiencias difíciles de explicar.

Por todo ello, de esta generación me quiero quedar con lo que importa, y eso son sus juegos. Podrán gustarte más o menos, ser para tí mejores o peores, no existe el juego perfecto, pero por mi parte me quiero quedar con su esencia, sus personajes, sus historias, melodías, ese trabajo que se puede valorar sin ser tan analista, eso ya se lo dejamos a los medios más expertos.

Aún no ha acabado la generación, aún queda un tiempo y nuevos títulos que presentar. Aquí solo he comentado algunas pequeñas historias de una milésima parte de los títulos de algunos exclusivos que han pasado por las consolas que tenemos actualmente en el mercado. No he nombrado ni un título third party, que si lo hubiera hecho, seguramente este artículo sería como un enorme libro de más de mil páginas, porque esta generación de lo que no podemos quejarnos es de la cantidad de maravillas que hemos recibido en forma de grandes juegazos que hemos podido catar como si del mejor de los vinos se tratase.

Sólo pido a la generación venidera como mínimo lo mismo que he vivido con estos cinco años de generación, porque echando la vista atrás ha sido a pesar de muchos, otra generación espectacular.

Nos leémos.

1 Comment

  1. Buenísimo el repaso a los exclusivos de cada marca, me ha hecho retrotraerme al momento en que los he jugado, que grandisimas experiencias. Un saludo y gran artículo Max

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s